tirada runas gratis videntes astrologia cartomanzia tarot
      articulos esotericos recetas magia blanca
 

Ritos Ancestrales



En los primeros sobre la Tierra, la lucha por la subsistencia ocurría entre el hombre y las bestias. La especie humana debía vivir y todo lo que impedía su desarrollo tenía que ser vencido. Ese instinto la llevó a convertirse en la especie dominante del planeta. Nuestra sociedad progresó en gran parte gracias a este instinto que impulsa el deseo de poseer, y que es el motor del desarrollo económico. En la actualidad seguimos conservando ese deseo de poseer. Una casa, un automóvil, una buena educación para nuestros hijos. Eso que consideramos "bienestar". Sin embargo, cuando esta intención de estar mejor cada día, se transforma en una necesidad desbordante de ser únicos, el deseo se deforma y estamos ante una enfermedad muy corriente en nuestro siglo: la envidia. Esto perturba el desempeño en el trabajo, donde la lucha por la supervivencia se recrea todos como en los primeros tiempos. Entonces podemos encontrar a personas que no sólo pretenden tener algo igual al del otro cercano, sino que lo quiere exclusivamente para él. Cuando esto no es posible, surgen sentimientos negativos como el odio y el rencor. Existen ejemplos cotidianos de esto. Uno de ellos se da en un ámbito que podría pensarse lejos de toda mala intención y competencia desleal, que es la ciencia. Allí todos los objetivos son buenos y por ende, todos trabajan para desarrollar avances que favorezcan la salud de la humanidad. Sin embargo, si por ejemplo, un día se descubre la vacuna que cure en forma definitiva el Sida, no sólo ganará la especie humana sino el laboratorio que descubrió o la vacuna y dentro de él, el científico que lo logró. Claro que en el camino quedaron aquellos que tuvieron el mismo deseo de triunfar, de conseguir el objetivo. Aquellos que también se esforzaron y quisieran estar en el lugar del éxito. Algunos saben perder, y aceptar. Pero muchos no pueden aceptar porque el vencido nunca entra en la historia. Como vemos, en todos los ámbitos donde hay trabajo de grupo o competencia, aparecen rivalidades y deseos de ganar al otro, de ser mejor que él.
Y esto no siempre se da de manera inofensiva. Muchas actitudes negativas que perjudican el avance son pura expresión de la envidia. Por eso desde tiempos remotos, para contrarrestar la fuerza negativa y devastadora de la envidia cuenta con recetas y rituales para defenderse.

RITUAL 1: LA QUEIMADA contra el Mal de Ojo

La Queimada es un ritual de origen celta traído por los hechiceros medievales, que llegó a América traído por los curanderos portugueses que llegaron al Brasil. Es un tratamiento indicado especialmente para el mal de Ojo, y sirve para alejar maleficios y daños hechos a una persona.
Para llevar a cabo este ritual se necesitan los siguientes elementos:

o Un caldero de hierro. Cucharón de madera.
o Lina fogata.
o Medio litro de aguardiente.
o Ruda macho, una pizca.
o Ruda hembra, una pizca.
o Miel, siete cucharadas.
o Oración

El lugar ideal para realizar la queimada es al aire libre. Allí se armará una fogata, colocando sobre ella un caldero de hierro, que también puede ser de cobre, y colocando en él, el aguardiente, la ruda (macho y hembra) y las siete cucharadas de miel. Mientras se realiza la cocción, se acompaña con la Súplica de la Queimada, que se puede leer porque es bastante extensa. De esta manera, se ahuyentan los malos espíritus.
Culebras, lechuzas, sapos y brujas. Demonios, duendes y gigantes. Espíritus de las nevadas planicies. Cuervos de las oscuras tinieblas. Hechizos de las malas hechiceras. Perdidas mujeres sin destino, que se quemarán en la hoguera con larvas y desechos. Fuego de las Santas campiñas, mal de ojo y negros maleficios. Olor a muerto. ¡Oh! Truenos y rayos. Aullidos de perros, discurso de espanto; hocico de sátiro y pie de conejo. Pecadora lengua de mala mujer casada con un hombre viejo, infierno de Satanás y Belcebú. Fuego de cadáveres ardientes. Cuerpos mutilados de indecentes. Gritos del mar enfurecido. Vientre inútil de mujer soltera. Maullar de gatos por las cornisas. Balar de ovejas por las praderas. Con esta antorcha alzaré las llamas de este fuego que se asemejan a las llamas del infierno, y huirán las brujas montadas en escobas, yéndose a bañar a la playa de las arenas gruesas. ¡Escuchen! ¡Escuchen los rugidos que dan los que no pueden dejar de quemarse en el aguardiente quedando así purificados! Y cuando este brebaje baje por nuestras gargantas, quedaremos libres de los males de nuestra alma y de todo embrujamiento. Fuerzas del aire la tierra, el mar y el fuego, son a ustedes que hacemos este pedido: si en verdad tienen más poder que la humana gente aquí y ahora espanten a los espíritus de nuestros amigos poseídos, participando con nosotros de esta queimada.

Al terminar la Oración, se debe esperar hasta que el aguardiente rompa el hervor. En ese momento y con la ayuda de un trapo grueso o pinza, se retira el caldero del fuego. Deje reposar unos minutos hasta que el brebaje se aquiete y beba un sorbo del fluido con un cucharón. Luego, tome distancia de la fogata y arroje a las llamas el preparado que haya quedado en el caldero, para así quedar libre de todo mal.

RITUAL 2: OCHO DRAGONES

En la China milenaria, se practicaban ceremonias para protegerse contra los efectos de la envidia. Consultaban al oráculo para anticipar los males que les acechaban. Hoy todavía se realizan estas prácticas sencillas y útiles. Para realizar este ritual se debe conseguir ocho figuras de Dragones de distintos colores, ya que cada color representa flujos de energía diferentes. Si no los consigue en negocios o librerías, se pueden construir las figuras de cartón o cartulina. Los dragones deberán tener los colores: anaranjado, celeste, marrón, amarillo, verde, azul, violeta y negro. En caso de no poder realizarlos, se pueden utilizar números del uno al ocho.

Elementos a utilizar:


o Ocho Figuras de ocho dragones con colores diferentes
o Papel liso o cartón rectangular.
o Una piedra.
o Sal

Procedimiento
Deberá pegar sobre un papel o cartón rectangular, dividido previamente, en ocho partes iguales, los ocho dragones. Luego elija una piedra cualquiera y lávela con agua y bastante sal. Friéguela enérgicamente y déjela escurrir sola. Cuando esté seca, debe sentarse en el piso delante de los dragones (o los números) y con los ojos cerrados arroje la piedra sobre ellos. De acuerdo adonde caiga la piedra, según el color, conocerá los peligros que lo acechan.

Dragón negro o número 1:
Revela que está atravesando una situación riesgosa. Es muy probable que alguien cercano desate un enfrentamiento directo. Sólo puede tomar la precaución de que cuando eso suceda, usted esté prevenido para tomar los recaudos que amortigüen el golpe y así disminuir los daños. Esté atento con lo que ocurre a su alrededor y cuídese de la envidia de sus competidores.

Dragón celeste o número 2: Algo importante, algo que para usted tiene gran trascendencia, está en peligro. Deberá sacar fuerzas de donde sea para encarar con sus mejores armas esta situación. Las discusiones y los desengaños le darán batalla tratando de doblegarlo, pero si mantiene la calma y actúa con inteligencia, podrá vencerlos.

Dragón anaranjado o número 3: Si la piedra cae aquí significa que la preocupación que lo aqueja está siendo magnificada por usted. Probablemente los contratiempos originados en su entorno lo hacen sentir amenazado, pero debe comprender que esos problemas no son suyos, sino que pertenecen a sus temores. Si toma conciencia de esto, podrá relajarse: sólo así conseguirá ayudar a la persona que realmente está pasando por un mal momento.

Dragón amarillo o número 4: Este color significa que atraviesa una etapa de quietud y no tendrá que preocuparse por nada, pues está protegido de todo mal. Disfrute del excelente estado que está viviendo y deje atrás todas las intranquilidades.

Dragón marrón o número 5: Hay problemas de salud que pueden complicarse y es el momento indicado para comenzar a prestarles atención a pequeñas molestias o dolores físicos que pueda estar sintiendo. No deje de consultar a su médico, hágase estudios clínicos, y paralelamente pruebe también con algunos métodos para curar el mal de Ojo: es posible que se sienta mal por la envidia que alguien le echó.

Dragón verde o número 6: Para los chinos, este dragón representa a las fuerzas cósmicas del universo. Por lo tanto, si usted va a realizar alguna actividad vinculada con viajes por mar, tierra o aire, debe tener especial cuidado de los fenómenos naturales que puedan desatarse. Esté atento y tome recaudos, porque el destino podría estar jugándole una mala pasada.

Dragón azul o número 7: Lo imprevisible está dando vueltas alrededor de usted. Este dragón simboliza peligros ocultos y traiciones de enemigos que no conoce, pero que podrán presentarse ante usted en cualquier momento. Es indispensable que esté atento: tenga en cuenta que si va a recibir algún golpe, siempre es mejor que lo encuentre bien parado.

Dragón violeta o número 8: Siéntase tranquilo. Estos dragones indican la finalización de una etapa y las barreras que se le cruzaban en el camino ya podrán ser definitivamente saltadas. Un ciclo de buenas oportunidades se abre ante usted. Felicitaciones, pero tampoco se descuide. Recuerde que cuanto mejor le vaya, más lo envidiarán.

RITUAL 3: PROTECCION DEL "OJO POR OJO"

En la antigüedad, los brujos y hechiceros realizaban una oración de protección contra el "ojo por ojo". Esta era una práctica habitual para ellos. La razón es que al limpiarnos de la envidia ajena, no se debe desear jamás el mal al envidioso. Muchas veces esto se hace, y aunque no está prohibido, es un error, ya que el mal le es devuelto siempre al que lo envía. Nunca se conoce el verdadero poder del maligno que origina el daño y no es bueno dejar nuestra ingenuidad en manos extrañas, ni tampoco podremos contra él. Por el contrario, el mal volverá a nosotros de la misma manera que nosotros lo lanzamos. El procedimiento que usaban los brujos para este ritual consistía en combinar un poco de verbena con unos dientes de hiena, y así enloquecían a todos los que tenían la intención de hacerles daño. Pero para un inexperto en la materia, este método puede resultar peligroso, porque la energía negativa que pretenda enviar rebotará y Usted recibirá su propia maldición.

Si llegara a sucederle, deberá pronunciar la siguiente Oración contra el Ojo por Ojo:

Dios mío, cuyo principio es apiadarse y perdonar al pecador; acoged benignamente mi plegaria y haced por vuestra clemencia y piedad que yo y cuantos están atados con el lazo de la culpa sean desatados y absueltos. También os ruego, Seño que mediante la intercesión del glorioso mártir Cipriano, seamos libres de todo maleficio y poder del maligno espíritu. Amén.
Es conveniente realizar esta práctica es mejor por la mañana, al levantarse y a la noche, al acostarse.


Autora: Marcela E. Diaz en exclusiva para © consultacartas.com | Todos los derechos reservados


Siguenos en facebook twitter youtube google+ pinterest blog boletin






talismanes
Consultas de Tarot, Videncia, Horóscopo, Hechizos

Consultas tarot tarotistas videntes
España:

EEUU / Canada / PR / Mundo

Tollfree | Numero gratuito tb. por SKYPE

Mexico:



tarot gratis lectura cartas videncia tarotistas videntes




tarot gratis lectura cartas videncia tarotistas videntes



Tarot gitano frances
Tarot gitano original italiano
Mal de Ojo
Tarot Vidas Pasadas
Tarot Kamasutra
Tarot de los Angeles
Significado y tirada tarot lenormand
Tarot Amor
Blog
Tests de personalidad
Feng Shui Amor
Flores de Bach California
Runas
Cristales y Piedras
Fases lunares
Magia Negra
Orixás
Interpretacion simbolos
Santos y Santeria
Magia con Velas
Magia Gitana
Reflexiones
Oraculo de Tizas
Baraja española
Oraculo de alfileres
Adivinacion con monedas
Angeles
Bola de cristal
Barajas de cartas
Tarot egipcio
Oraciones
Interpretacion Sueños
Tarot de Angeles y Santos
Como echar las cartas
Lectura Naipes
Test de Videncia
Horoscopo Maya
Horoscopo Celta
Oraculo
Calculadora Amor
Las cartas del tarot
Horoscopos
I Ching
Bioritmo
Vidas pasadas
Recetas magicas
Horoscopo chino
Numerologia
Cafeomancia
Tarot gitano
Tarot gratis
*Katrin Fritzsche Apartado de correos 22, 35100 San Bartolome de Tirajana, Las Palmas. El precio máximo de la llamada es de 1.21 euros minuto desde red fija y de 1.57 euros minuto desde red móvil, impuestos incluidos. Mayores de 18 años.






Copyright © 2004    All Rights Reserved   
www.consultacartas.com