Tarot gratis lectura tarot gratis tarot en linea
      recetas magia blanca runas caracoles videncia pendulo

  Articulo Autoayuda: El abordaje de los problemas

Autor: Marcela en exclusiva para © consultacartas.com | Todos los derechos reservados

Una gran mayoría de veces sucede que nos sentimos desbordados por complicaciones que en realidad creemos problemas, cuando no son mas que situaciones insignificantes si las podemos analizar desde una visión más extraída del sentido común, que siendo el más común de los sentidos pareciera desaparecer en determinados momentos. Frente a cada situación conflictiva que nos plantea la vida tenemos una gama variada de respuestas para poder dar, aunque cada uno de nosotros reaccionamos a partir de un patrón personal, hay reacciones muy similares en cuanto a representar una especial modalidad de enfrentar la vida.

Vamos a tomar un ejemplo, quizás muy burdo, pero servirá para comprender esa particularidad en la respuesta con la que intentamos resolver un problema. Imaginemos que entro a un bar en donde me esperan tres amigas para compartir una charla y un café; me incorporo a la escena, hago un movimiento por demás brusco, inintencionadamente vuelco la jalea de frutilla sobre el exquisito vestido de mi amiga.
A esto yo podría responder de las siguientes maneras:

Desde la Huída: la situación me pone tan mal, me desborda tanto que automáticamente encontré una excusa para irme del lugar sin mencionar lo sucedido, o pidiendo disculpas, pero hoy no puedo hacerme cargo de eso; con lo que desaparezco por un tiempo de escena hasta que el recuerdo de ese momento se haya alejado del foco de la atención de quienes compartieron ese trance.

Desde la Evasión: empiezo a confundirme y creo que no es tan importante lo que sucedió, entonces hablo de cosas mas fuertes y me voy desentendiendo del episodio; si mi amiga se mira el vestido con la suficiente pena, quizás hasta le pueda pasar algunos trucos para tratar de sacar las manchas, tampoco me hago cargo, aunque algo en mi interior me resuena a culpa.

Responsabilizo a otros: me conmuevo terriblemente por lo acontecido y le empiezo a explicar que si el servicio del mozo hubiera sido el adecuado, eso no hubiera pasado; que jamás puede dejar la jalea al borde de la mesa, eso hasta el más bruto lo sabe y desde tanta racionalización en el análisis termino convenciendo a mi amiga de la mala atención del lugar, con lo cual a ella ni se le ocurre hacerme reclamo alguno y aquí tampoco me hago cargo de lo sucedido, ni siquiera siento culpa.

Me hago cargo de los problemas de los demás: pido disculpas, me excuso y le cuento que ahora no la puedo ayudar porque tengo que hacerle un trámite a mi vecino que tenía el día complicado, seguramente la semana próxima cuando esté un poco más libre iré a visitarla (si milagrosamente nadie tiene inconvenientes por los que correr) y allí le llevaré un quitamanchas para resolver el accidente del vestido; y esta vez tampoco me hago cargo de la situación porque tengo muchos problemas ajenos más urgentes que diligenciar, los míos pueden esperar.

Acepto los problemas: me intranquiliza lo sucedido, no hago más que disculparme e intentar quitarle la mancha con una servilleta, cuando de antemano todos sabemos que de esa manera no va a funcionar; pasa el tiempo y yo sigo dispensándome y contándole a todo el mundo lo que paso, pero sin proponer resolverlo porque yo no me hago cargo.

Vivirlo: entiendo que fue una torpeza sin intención pero también comprendo lo que para ella significa ese vestido y las horas de trabajo por las que debió pasar para poder darse ese gusto; le ofrezco llevarla a su casa para que no tenga que andar por la vida con su vestido manchado y una vez allí, lo recojo para enviarlo a la tintorería, saliendo casi prácticamente en el momento de la situación conflictiva.

Ésta es una de las posibles reacciones maduras, seguramente hay otras alternativas más; pero en todas debe suceder el poder hacerme responsable de mi actuación , siempre debo llegar al fondo de la situación y vivirla, porque cuando la postergo, cuando me escondo, cuando me disperso, no hago más que cargarme una maleta en el hombro que en algún momento no voy a poder aguantar, de tanto peso y presión. Transita tus obstáculos con fuerza, optimismo y responsabilidad. Y cuando sientas que las exigencias, presiones e inseguridades te desbordan, consúltame, espero poder ayudarte…


Consultas de Tarot, Videncia, Horóscopo, Hechizos

Consultas tarot tarotistas videntes
España:




EEUU / Canada / PR / Mundo

Tollfree | Numero gratuito tb. por SKYPE

Mexico:



SE BUSCA TAROTISTAS


magia blanca hechizos brujo vidente videntes limpieza de aura mal de ojo amarres recuperaion pareja



Tarot gitano frances
Tarot gitano original italiano
Mal de Ojo
Tarot Vidas Pasadas
Tarot Kamasutra
Tarot de los Angeles
Significado y tirada tarot lenormand
Tarot Amor
Blog
Tests de personalidad
Feng Shui Amor
Flores de Bach California
Runas
Cristales y Piedras
Fases lunares
Magia Negra
Orixás
Interpretacion simbolos
Santos y Santeria
Magia con Velas
Magia Gitana
Reflexiones
Oraculo de Tizas
Baraja española
Oraculo de alfileres
Adivinacion con monedas
Angeles
Bola de cristal
Barajas de cartas
Tarot egipcio
Oraciones
Interpretacion Sueños
Tarot de Angeles y Santos
Como echar las cartas
Lectura Naipes
Test de Videncia
Horoscopo Maya
Horoscopo Celta
Oraculo
Calculadora Amor
Las cartas del tarot
Horoscopos
I Ching
Bioritmo
Vidas pasadas
Recetas magicas
Horoscopo chino
Numerologia
Cafeomancia
Tarot gitano
Tarot gratis
*Servicios de tarot y videncia prestados Sinergyne Global Communications SL, Apartado de correos 167, 17001 Girona. Le informamos que el precio máximo de la llamada es de 1.21 euros minuto desde red fija y de 1.57 euros minuto desde red movil, impuestos incluidos. Servicio para mayores de 18 anos.

Siguenos en

facebook twitter youtube google+ pinterest blog boletin

Pincha aqui para Trabajos de Magia con nuestro Brujo Vidente









talismanes

   
Copyright © 2004    All Rights Reserved    www.consultacartas.com | Tarot | Horoscopos | Magia | Videncia